Olfato para descubrir termitas

Perros para detectar termitas

  by    0   0

Siempre relacionamos a los perros con la búsqueda de drogas, explosivos, material de contrabando o en el rescate de personas… Sin embargo, ahora las empresas de control de plagas de Bizkaia pueden tener un nuevo aliado. Gracias al sentido olfativo de los canes, muchos adiestradores están entrenando a perros para detectar termitas.

Todos sabemos que el olfato de los perros es mucho mayor que el de los seres humanos. Algunos estudios estiman que puede ser entre 10.000 y 100.000 veces más potente, así que puede ser un gran aliado en la detección de plagas en el gran Bilbao.

Esa alta capacidad olfativa se está utilizando para la detección de termitas usando una metodología específica. En concreto, para entrenar a los perros se usa el espectro de olor de la termita. El can trabaja jugando, para él las termitas no son malas solo relaciona su olor con un premio que le otorga su adiestrador. De esta manera, cuanto más juguetón sea el perro más posibilidades habrá de que esté destinado a la detección de termitas.

Países como Estados Unidos, Australia o Corea del Sur llevan tiempo adiestrando a este tipo de animales para la localización de termitas, tanto en madera seca, húmeda o como subterráneas. En concreto, son dos las razas del perro más utilizadas para la detección de termitas: los beagles, y los sapsalgae, un perro de origen coreano muy utilizado en este país.

¿Por qué se usan los beagles en la detección de termitas?

Dentro de las cientos de razas de perros existentes el Beagle, sobre todo el macho, es el más utilizado para la detección de termitas ¿El motivo? Su fácil manejabilidad y su inteligencia. Además poseen un gran sentido del olfato y del oído y gracias a su pequeño tamaño se pueden meter por cualquier recoveco. Con estas características, en un breve periodo de tiempo son capaces de detectarlas e indicar al técnico de control de plagas, dónde debe empezar el tratamiento contra las termitas.

La utilización asidua de perros en la localización de termitas sería un gran avance para las empresas de control de plagas. Se calcula que si se utilizarían perros en la detección de termitas, los trabajos serían más efectivos y rápidos. Hay estudios que aseguran que se podrían inspeccionar entre 8 o 10 viviendas en Bizkaia cada día. Además localizarían casi el 100% de las infestaciones en vivo, ya que ha habido pruebas donde los perros han encontrado nichos con tan solo ocho termitas vivas.

Como vemos, nuevamente el perro vuelve a ser el mejor amigo del hombre no solo por su compañía y su cariño sino porque puede facilitarnos la vida y detectar cualquier plaga que haya en nuestro hogar.

RELATED POSTS

Comments are closed.